Comunidad Comunidad Lésbica Crímenes de odio Homofobia Lesbianas lesbofobia LGBT LGBTTT+ Noticias

Golpean a mujer de 20 años, víctima de lesbofobia

Una chica inglesa de 20 años quedó con heridas en cara y cuerpo después de un brutal ataque de lesbofobia en la ciudad de Sunderland, Inglaterra.

El sábado del 11 de enero a las 12.50 de la tarde, Charlie Graham se dirigía a encontrarse con un amigo cuando, de la nada, dos hombres encapuchados la golpearon en la cabeza desde atrás y la arrojaron al suelo:

“Me golpearon por la espalda con su puño en la parte posterior de mi cabeza, lo que hizo que cayera al suelo y me lastimara las piernas y la cara”, (…) Traté de volver a levantarme, pero me empujaron nuevamente y se fueron corriendo. Me dejaron sangrando y asustada “, relató.

Desde el asalto, Charlie tiene fuertes dolores de cabeza, así como constantes ataques de pánico, tiene miedo de salir de su casa.

Te puede interesar: Futbolista mexicana habla de la lesbofobia que vivió

De acuerdo con los informes de la policía, esta fue la quinta vez que ha sido atacada por su orientación sexual. Por desgracia ha recibido insultos como “machorra o marimacha” así como puñetazos en ojos y cara, mismos que han requerido suturas y en los que nunca se ha castigado a los culpables.

“Me han quitado la confianza, ya no salgo a ningún lado sola (…) Sólo me siento cómoda en la casa de mi madre. Tengo ataques de pánico y ansiedad, tengo miedo que sepan en donde vivo y me ataquen en mi propia casa

A pesar de ser víctima de diversos crímenes de odio, Charlie sigue positiva y afirmó que se siente orgullosa de ser quien es, sin embargo, está muy frustrada por tener que seguirse escondiendo en pleno siglo XXI: “Me preocupa si vuelve a suceder y que esta vez sea peor”, comentó.

“Me veo como un niño y actúo como un niño, no hay feminidad en mí en absoluto. Pero no soy agresiva ni ruidosa y ni busco peleas. Nunca he golpeado a nadie”, afirmó

Te puede interesar: SCJN reconoce derecho de comaternidad en parejas lésbicas

La madre de Charlie, Michelle Storey, confirmó que su hija es una víctima frecuente de lesbofobia:

“Ella y yo nos reímos del abuso verbal que sufre, pero cuando está sola debe ser muy difícil (…)  Al final del día, si eres gay, heterosexual o de cualquier color que tengas, ¿qué importa?”, expresó.

“Charlie siempre se vistió de la manera que lo hizo y siempre lo he permitido porque es mi hija y no me importa, siempre y cuando sea feliz y amada”, concluyó .

La policía está tratando el ataque como un crimen de odio, un portavoz de la policía de Northumbria afirmó que siguen las investigaciones en curso para identificar a los responsables.

Te puede interesar: Lesbianas las más felices; mujeres trans las más discriminadas

Si por desgracias tu sufres un ataque de lesbofobia recuerda denunciar en el MP más cercano, no temas pedir ayuda, tu familia, amigos y red de apoyo estarán contigo. ¡No estás sola!

Fuente: gaytimes.co.uk
A %d blogueros les gusta esto: