Solange Dekker, primera mujer trans finalista de Miss Universo Países Bajos

Solange Dekker a sus 26 años se convirtió en la primer mujer trans en participar en el certamen de belleza Miss Universo en Países Bajos, así como ser parte del top 10 de finalistas para representar a su país en la próxima edición 71° del conocido concurso.

Modelo, presentadora y hostess, Solange Dekker es una veterana en los concursos de belleza ya que en 2020 ganó en ‘Miss Intercontinental de Holanda Septentrional’, también conocido como ‘Miss Beauty’, siendo la primera mujer trans en coronarse como «la más bella de Holanda» y así derrumbando prejuicios y reglas obsoletas.

Te puede interesar: «Pasé años con el género equivocado, no quería desperdiciar mis veintes» Miss Intercontinental Australia

Realmente no puedo describir con palabras lo orgullosa que estoy de mí misma, lo increíblemente agradecida que estoy con la organización por esta oportunidad como la primera mujer trans en Países Bajos y lo feliz que estoy con todas las chicas que he conocido.

Los concursos de belleza tienen que ver con la conexión y el cambio, no con la competencia, es estar comprometida con un mundo mejor, un mundo más inclusivo. Y eso es exactamente a lo que me comprometo.

escribió en su perfil de Instagram.

En 2020 la coronación de Solange Dekker fue muy polémica, inclusive hubo protestas en redes sociales, por lo que ella emitió un comunicado:

“Estas reacciones negativas muestran que esto todavía es necesario, que todavía tenemos un largo camino por recorrer en los Países Bajos. No aceptamos a las minorías como pensamos. No solo a las personas trans, sino también a la comunidad afro y a las personas LGBTIQIA+. Cuantas más historias como esta lleguen a los medios, más normal y conocido se vuelve para la gente. Ese es el comienzo de la aceptación”.

puntualizó.

Te puede interesar: Miss Australia 2020 habla de su bisexualidad tras «ser descubierta» en una app de citas

Te puede interesar: Beatrice Luigi la primera modelo lesbiana filipina en Miss Universo 2021

Igualmente Solange Dekker hizo pública la hipocresía que se vive en Países Bajos, puesto que a pesar de crecer rodeada de comunidades diversas su familia nunca la apoyó en su transición, inclusive llegó a vivir un tiempo en la calle temiendo ser víctima de violencia a diario:

“Crecí en un pueblo muy multicultural, pero de mente cerrada. Todavía tienen los roles de género tradicionales allí, por lo que cualquier cosa que se salga de eso es extraño. Además, recibí muy poco apoyo de mi familia, lo que hizo que fuera un período muy difícil”.

externó

“Los holandeses a menudo piensan que todo está permitido, pero es una ilusión que es agradable y fácil como miembro de la comunidad LGBTI. Ciertamente, no siempre me siento insegura en la calle, pero sí cuando veo a la gente que se da cuenta de que soy trans. Esos son los momentos en los que tengo miedo de que me golpeen».

concluyó.
Fuente: linda.nl