Museo descubre cartas de amor entre soldados gay de la Segunda Guerra

El Museo de Oswestry, en Inglaterra, descubrió cartas de amor entre dos soldados gay que combatieron en la Segunda Guerra Mundial.

Los soldados conocidos como Gilbert Bradley y Gordon Bowsher mantuvieron comunicación mientras Gordon combatía en el ejército británico.

Las cartas fueron descubiertas gracias que un coleccionista de correo militar compró la correspondencia de una agencia de mudanza, luego de la muerte de Gilbert en 2008.

Te puede interesar: Firebird, película que retrata un amor gay prohibido en la Guerra Fría

Te puede interesar: Soldados de la Primera Guerra Mundial descansan en la misma tumba

Un amor anónimo entre soldados gay

En un principio las cartas fueron leídas como cartas de amor heterosexual, ya que Gordon firmaba las cartas como G, por lo que se asumió que era una novia.

Sin embargo, Gordon firmaba con su inicial para evitar que el correo comprometiera a ambos, ya que en esos años la homosexualidad era un delito en Inglaterra. Misma época en que el matemático Alan Turin descifro el código enigma de los nazis y posteriormente fue castrado químicamente por ser gay.

Incluso en una de las cartas Gordon pide a Gilbert: «hacer una cosa por mí con una seriedad mortal. Quiero que destruyan todas mis cartas. Por favor, cariño, haz esto por mí. Hasta entonces y para siempre, te adoro».

La historia de amor no fue del todo monógama, ya que Gilbert le contó a Gordon como se enamoró de otros dos hombres mientras servía en Escocia, cosa que a Gordon no le sorprendió o provocó alguna rencilla.

El intercambio postal tiene como ultimo contacto el año de 1945, mismo en que terminó la Segunda Guerra Mundial. Gilbert y Gordon se conocieron en 1938, cuando Gordon tenía una relación con el sobrino de Gilbert. Después cada uno siguió con sus vidas Gilbert en Inglaterra y Gordon en Estados Unidos.

Te puede interesar: Reino Unido devolverá medallas a militares LGBT

Te puede interesar: Taiwán realiza matrimonios lésbicos por primera vez en el ejército

Historia digna de Museo

Las cartas han sido consideradas una parte museográfica, ya que son una fuerte representación de la clandestinidad en que se vivía el amor lgbt durante el siglo XX.

Las cartas de los soldados gay llegaron al Museo de de Oswestry por medio de eBay, cuando el curador de la institución, Mark Hignett, buscaba artículos relacionados con la ciudad.

El curador ha señalado que se trabaja en incluir las cartas en un libro, ya que al ir leyendo más y más cartas iba descubriendo que se trataba de dos hombres enamorados. Además está motivado porque una de las cartas dice:

«¿No sería maravilloso si todas nuestras cartas pudieran publicarse en el futuro en un tiempo más ilustrado? Entonces todo el mundo podría ver cuán enamorados estamos».

Deja un comentario